Cómo pasar de forma segura badenes y pasos de peatones elevados

¡Hazlo social!

Cada vez nos encontramos más badenes y pasos de peatones elevados en las calles, las administraciones recurren a estos resaltos como una solución para reducir las velocidades en zonas peligrosas. En el caso de los badenes se sitúan por ejemplo antes de un paso de peatones o en rectas donde se pueda alcanzar bastante velocidad. Se instalan para evitar atropellos, su función principal.

Estos reductores de velocidad no suelen ser muy bien recibidos por los conductores, porque además de que provocan un golpe que incomoda bastante y que puede ser doloroso si se pasa a una velocidad inadecuada también afecta al estado de nuestro vehículo. El hecho de pasar un badén una vez tras otra, termina provocando averías innecesarias principalmente en el sistema de suspensión, aunque también se ven afectados otros componentes del vehículo y conllevan a otras consecuencias del tráfico:

  • El daño que reciben los neumáticos es similar al de dar un “bordillazo”, sufren deformaciones y pueden presentar bultos o cortes en los flancos o en la banda de rodadura. Se daña el equilibrado de los mismos con lo cual conlleva a un desgaste irregular. También comentar que si los neumáticos están en mal estado, pasar un badén a una velocidad incorrecta puede producir un “reventón” y hacernos perder el tiempo mientras cambiamos la rueda o a la grúa.
  • Pueden alterar la geometría de la dirección y de los ejes.
  • Reducirá el tiempo de vida las suspensiones, además si está en mal estado puede hacer que pierdas el control del vehículo ante un frenazo o una maniobra brusca.
  • Pueden provocar holguras en bastantes componentes del vehículo y provocan crujidos en el interior del habitáculo.
  • Podrían llegar a generar un accidente.
  • Aumenta el consumo del vehículo y también las emisiones del mismo.
  • Retrasa a bomberos, policía o asistencia sanitaria.

Ya que nos encontraremos con estos “amigos” en las calles y sabemos que son incómodos y molestos para todos os daremos algunas recomendaciones para evitar sus inconvenientes y en la medida de lo posible retrasar las posibles averías que hemos comentado:

  • Lo mejor es anticiparse a la llegada para no dar un frenazo en el último momento, ya que esto no evitará el golpe. Para los conductores que tengan un coche deportivo con la carrocería más cerca del suelo se verán afectados con el golpe y un posible roce.
  • No poner punto muerto, esto hará que tengamos menos control sobre el coche.
  • No pisar el pedal de embrague ni accionar la caja de cambios.
  • La solución es circular despacio por las zonas donde haya badenes o pasos de peatones elevados y respetar los límites de velocidad en las calles, de esta manera evitaremos averías y molestias a los ocupantes.
  • Al salir del badén lo aconsejable es hacerlo ligeramente para hacer más suave y más progresiva la incorporación a la calzada.
  • Muchos conductores esquivan estos resaltos con una rueda, el hecho de hacerlo así hace que no se reparta el peso y aumentará la deformidad de los neumáticos y de la amortiguación, lo mejor para pasarlo es con las dos ruedas de caja eje al mismo tiempo.

 

Y vosotros, ¿Qué opináis sobre los badenes?

 

 

Author: Buscador de Talleres

Encuentra el #taller que necesitas para tu coche, consulta su web, pide cita o presupuesto, localiza ofertas.

Share This Post On

1 Comment

  1. Gracias por toda la informacion.
    Un saludo

Submit a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

¡Síguenos en la red!